¡La imagen digital también se cuida en verano!

¿Cuántos de los presentes estamos ya pensando en las vacaciones de verano? ¿Tenemos el pensamiento en la piscina en lugar de en la oficina? Es más, muchos estarán ya en el chiringuito disfrutando del buen tiempo y la playa. Pero, ¿qué pasa con nuestros contenidos digitales en verano?

El esfuerzo que hemos hechos durante todo el año cuidando la imagen de marca digital, los contenidos y las redes sociales no puede ser ignorado en vacaciones. La velocidad a la que se mueven internet y sus usuarios harán desaparecer rápidamente nuestro posicionamiento y el trabajo será mayor en septiembre. Si nuestros objetivos son los mismos, no podemos descuidar nuestra presencia online. Así como no debemos olvidar a nuestros seguidores. Para ello tenemos que buscar la forma de compatibilizar el descanso con la vorágine de internet.

Aunque el ritmo de las marcas es más lento en verano, internet hace posible que la información esté accesible en todo momento. Un cese de la actividad en blogs y redes sociales en verano mella la imagen digital de la marca y refleja una baja preocupación por la interacción con los fans o followers. Para evitar que esto ocurra debemos, en primer lugar, crear un calendario editorial con antelación y así anticipar qué contenidos serán publicados. Una vez que tenemos claro qué días de las vacaciones se posteará información en nuestros perfiles, las herramientas de edición harán posible que los post queden programados para el día y la hora seleccionados.

Además de las opciones de Wordpress o Blogger para publicar, tenemos que contar con herramientas que permitan programas entradas en las diferentes redes sociales. Una vez hemos realizada su planificación en cada uno de nuestros perfiles (Facebook, Twitter, Instagram, Google+…) podemos estructurar los mensajes que queremos publicar a lo largo de los meses de verano. En Duomo usamos Hootsuite para la gestión y dinamización de las redes sociales. Así, podemos establecer los horarios en que serán lanzadas las entradas sin necesidad de esperar hasta el día señalado.

En lo que a los contenidos se refiere, lo más recurrente son los temas relacionados con el verano y las vacaciones. ¿Por qué no innovar? La información inesperada llamará la atención del los lectores y aumentará las visitas. Lo mismo ocurre con los formatos. Es un buen momento para innovar y probar con infografías, guías, recopilatorios… Ya que, aunque el ritmo de internet no para, si se ve ralentizado. Si el experimentos sale mal, basta con no volver a ponerlo en práctica. Pero es un buen momento para organizar contenidos rompedores y medir cuál ha sido la receptividad por parte de nuestros seguidores y el grado de aceptación.

Siempre podemos llevarnos en el móvil instaladas la app necesarias para monitorizar todo el proceso y subsanar errores, en el caso de que los hubiera. Lo importante es percibir el verano como una oportunidad, no como un obstáculo. La imagen de marca se verá reforzada y podremos posicionar nuestros contenidos en más altos niveles. ¡Así que a preparar las maletas y los contenidos, que por aquí muchos ya hemos levantado el vuelo!  

Etiquetas: viajes, Vacaciones, Descanso, Contenidos