¿La Comunicación tiene vacaciones?

Si hay alguien que piensa que los periodistas y comunicadores descansamos en verano… está muy equivocado. Aunque alguien pueda tener la percepción de que en agosto todo el mundo descansa, en el ámbito informativo esto realmente no sucede. La Comunicación no descansa en verano. Lo que sí es cierto es que en esta estación, aparte de las noticias y sucesos diarios, que siguen vigentes y al día también en vacaciones, el resto de los contenidos generales resultan más ligeros. Los artículos sobre temas estacionales propios del verano consiguen más repercusión en esta época del año. Es el caso de los temas relacionados con la salud, el ocio, las playas y las festividades locales.

De esta manera, nuevos contenidos se incorporan a los medios de comunicación, quienes valoran los consejos y las ayudas que pueden ser útiles para su audiencia. Por eso, si en verano nos morimos de calor, o tenemos mucho sueño porque no dormimos, o nos molestan los mosquitos a base de picores y escozores, los diarios se encargarán de lanzar noticias con información pertinente. Como ejemplo, os dejamos este artículo de 20minutos dedicado a los mejores consejos y trucos para ahorrar energía en verano.

De hecho, muchos medios añaden nuevas secciones y apartados en su página principal en los que hablan puramente de cuestiones estivales. De esta forma, el periódico digital nos informa sobre las noticias, pero también es una especie de  contenedor enorme con información que en vacaciones resulta relevante.

Las agendas de ocio de medios locales se abarrotan de nuevos conciertos, ya que muchos grupos deciden irse de gira por estas fechas. Es  también la época de los festivales de música, así que la oferta musical se convierte en algo extenso y variado. También hay mucha actividad en la taquilla del cine, ofertas en las salas (precios reducidos, días del espectador, días del cinéfilo, reestrenos, pases especiales, etc.), mucha producción comercial. Y no nos olvidemos de los cines de verano, aquellos que ofrecen proyecciones fuera de las salas y a menudo gratis, una buena alternativa al pirateo estival y sobre la que que los medios no pierden la ocasión de informar.

Definitivamente, los medios de comunicación están constantemente activos. Tampoco las empresas cesan su actividad en las redes sociales: es importante mantener las redes actualizadas ya que el consumo de estas prácticamente no desciende en vacaciones. Un ejemplo reciente fue la viralización en las redes sociales de una foto que mostraba una desorbitada factura de un restaurante de Formentera y en la que todos los medios digitales también participaron. En este artículo de El Confidencial explicaron el efecto que tiene un hecho como el sucedido en las plataformas digitales, dónde usuarios y medios se unieron para informar de un tema que era y sigue siendo tendencia.

La mayoría de usuarios -el 98% de ellos según un estudio realizado en 2014 por la Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación (AIMC) - sigue pendiente de los medios de comunicación cuando se van de vacaciones, y lo hacen gracias a los dispositivos móviles con internet y las redes sociales.  El mismo estudio afirmaba que en verano suele haber una pérdida de usuarios en las plataformas físicas de los medios de comunicación, lo que explica por otra parte la tendencia de muchos periódicos a centrar y a añadir información adicional a sus plataformas digitales.

 

¿Descansa la Comunicación en verano? Definitivamente no, ¡y nos alegramos de que así sea!

Etiquetas: comunicación, periodismo, Duomo, Vacaciones, Descanso, Trabajo, Artículos, Contenidos